El planteamiento de objetivos claros, alcanzables e inspiradores es fundamental si se trata de acompañar el desarrollo de otros.

Acompañar el aprendizaje de otras personas sin generar rutas de llegada o metas de avance se queda como un caminar si posibilidad de verificar logros del proceso y, por lo mismo, sin tener evidencias para validar el desarrollo.

De allí que la calidad de los objetivos planteados sea fundamental y haga parte de generar la emoción que inspira a recorrer el camino.

A continuación te comparto las características que deben tener los objetivos que acompañan el desarrollo de un equipo:

1. Las acciones a lograr y a realizar son específicas, claras, verificables. 

Tanto el líder como su aprendiz están hablando de lo mismo, y el camino a seguir está comprendido por los dos.

2. Los objetivos deben ser medibles.

Se deben identificar indicadores que permitan interpretar estos avances, expresados en cifras, porcentajes o comportamientos frente al equipo o los clientes, según el contexto donde se establece el objetivo. Lo importante es que en el planteamiento de los objetivos y al sostener la conversación de desarrollo se convengan los indicadores.

3. Los objetivos deben ser retadores. 

Emocionalmente, estos deben generar el deseo de compromiso por alcanzarlo. Es importante que nuestro interlocutor encuentre relevante trabajar por estos objetivos.

4. Los objetivos deben ser alcanzables. 

No basta que como líderes tengamos claro lo que se necesita y dónde hay que llegar. Es justo preguntarnos si el colaborador tiene las habilidades, si cuenta con capacidades de desarrollo y si le interesa realizar este desarrollo. Estas tres preguntas nos aseguran un objetivo alcanzable.

5. Los objetivos deben ser temporizados.

Esto hace referencia a los límites de tiempo, a las fechas contempladas para la revisión de avances y a la fecha del logro del objetivo. Los objetivos que no son temporizados se pueden diluir en el tiempo y generar desinterés cuando no existen fechas de revisión.

Estos cinco hábitos te asegurarán el adecuado planteamiento de objetivos y te facilitarán el seguimiento necesario para verificar avances.

¡Activa tu potencial!